Web Content Display Web Content Display

Tendencias

Asset Publisher Asset Publisher

Back

La educación se imprime en 3D

La educación se imprime en 3D

La impresión 3D comienza a formar parte del día a día laboral de millones de personas y las instituciones educativas toman nota.

 

La impresión 3D tiene múltiples aplicaciones y cada vez más empresas la explotan. De ahí que nueve de cada diez profesionales de la enseñanza superior consideren que las habilidades relacionadas con esta tecnología son vitales para alcanzar el éxito laboral. 

El futuro de la impresión 3D promete una verdadera revolución en múltiples sectores empresariales e industriales. Las clásicas cadenas de montaje podrían ser sustituidas por la fabricación directa, donde las piezas se crean y ensamblan in situ. Pero sus aplicaciones no se limitan a estos sectores, sino que pueden repercutir en otros como, por ejemplo, el sanitario. Los médicos del hospital barcelonés Sant Joan de Deu salvaron la vida a un niño de cinco años al extirparle un cáncer muy complejo tras ensayar la operación durante diez días con una réplica exacta del tumor creada con una impresora 3D. ¿Y en la educación?

Según un estudio de Ricoh Europe, casi nueve de cada diez profesionales de la enseñanza superior creen que las habilidades desarrolladas con las tecnologías de impresión 3D son vitales para el éxito educativo y para preparar a los estudiantes de cara a su ingreso en el mercado laboral. Con el aval de los docentes, cabe preguntarse sobre los beneficios concretos. Para David Mills, CEO de Ricoh Europe, “la fabricación digital y la impresión 3D ofrecen la oportunidad de ilustrar conceptos complejos sobre diversos temas”. Además de esto, impulsan la capacidad de resolver problemas, fomentan la creatividad, captan el interés de los estudiantes —facilitando la tarea del docente— y promueven la colaboración.

Este tipo de destrezas son especialmente importantes en la creación de prototipos y diseños en disciplinas como el textil, la medicina, la automoción o la ingeniería. Como consecuencia, el 84% de las instalaciones educativas ya han invertido o planean invertir en tecnologías de impresión que permitan a los estudiantes construir y personalizar objetos para apoyar su aprendizaje. “Las universidades y los colegios deben elevar el nivel de satisfacción de los estudiantes. Responder a esto mediante la creación de cursos sobre el uso de la impresión 3D se está convirtiendo rápidamente en algo esencial", agrega Mills.
En resumen, la irrupción de la tecnología de impresión 3D presenta el reto de reconocer cómo estos medios tecnológicos pueden dar soporte a actividades docentes como vía para adquirir conocimientos y desarrollar capacidades organizativas y de creación. Además, impulsa la cultura maker, en la que se potencia que los individuos creen objetos adaptados a sus necesidades con la ayuda de la tecnología.

 

Propuestas de uso educativo de la impresión 3d

Música
Crear un instrumento de cuerda o de viento para investigar sobre los distintos parámetros del sonido.
Plástica
Diseñar tu propio logo tridimensional, describir los elementos que lo conforman y desarrollar la idea a transmitir.
Biología
Elaborar el prototipo de una articulación, por ejemplo la rodilla o la muñeca, y estudiar su movimiento.
Geología
Crear las diferentes capas del terreno como apoyo a las explicaciones de los posibles cambios que se pueden producir en él.
Geografía
Construir las piezas de un puzzle con los diferentes países que conforman, por ejemplo, la Unión Europea. 
Historia
Realizar objetos representativos de cualquier etapa de la historia. Por ejemplo, la imprenta en el Siglo de las Innovaciones (XV). 
Matemáticas 
Estudiar las figuras planas, los cuerpos geométricos y las relaciones de proporcionalidad y semejanzas entre ellas.

*Fuente: Consejería de Eduación y Universidades del Gobierno de Canarias.

 



No comments yet. Be the first.

Asset Publisher Asset Publisher

Web Content Display Web Content Display